Las obras de la L1 de Metro, a punto de llegar a su ecuador

0
201

C. Linares.- Las obras de remodelación y mejora de la Línea 1 de Metro de Madrid, que la mantienen cerrada desde el 3 de julio, están ejecutadas a fecha 3 de septiembre de 2016 al 46,5 %.

Desde que comenzaron las obras hace exactamente dos meses se han podido completar ya los trabajos previos, que consisten en el desmontaje de las instalaciones del túnel, ocupaciones de pozos de ventilación, protección de vía o instalación del alumbrado de obra.

En lo que se refiere a los trabajos de consolidación e impermeabilización, ya han terminado por completo todos los trabajos de limpieza de los revestimientos y de picado de la capa superficial para retirar el revestimiento primitivo más deteriorado y degradado.

Las perforaciones en las que se inyecta el cemento que consolida la estructura del túnel también han concluido. Además, se ha instalado el 90% de las láminas de impermeabilización y el 85% de las mallas metálicas de refuerzo para el gunitado (proyección de hormigón sobre las paredes del túnel con una manguera o un cañón para consolidar la infraestructura).

Para las labores de gunitado, ejecutadas al 66%, se van a utilizar un total de 5.000 metros cúbicos de hormigón, prácticamente 200 metros cúbicos cada día, lo que supone la misma cantidad de hormigón que se emplearía en la construcción de diecisiete kilómetros de acera de dos metros de ancho.

A partir de ahora, los trabajos que restan son la finalización del proceso de gunitado, la limpieza y preparación del túnel, el montaje de todas las instalaciones y las pruebas para comprobar que estas funcionan correctamente.

Las obras mantienen cerrada parcialmente la línea 1 en el tramo entre Plaza de Castilla y Sierra de Guadalupe (quedando ambas estaciones en servicio) afectando a 13,5 kilómetros de su recorrido y un total de 23 estaciones hasta el próximo 12 de noviembre.

Para esta obra, el Gobierno regional ha invertido 37 millones de euros destinados a incrementar la fiabilidad y la seguridad del Metro, reduciendo notablemente las incidencias que se puedan producir en la línea.

Compartir

No hay comentarios

Deja un comentario