Goya, Castellana e Ibiza, donde más se apuesta por la Hipoteca Inversa

0
207

P. Rodríguez.- Goya, Castellana e Ibiza, en los distritos de Salamanca y Retiro, son los barrios madrileños en los que más éxito tienen las Hipotecas Inversas por parte de las personas mayores: unos productos financieros que les permiten obtener liquidez de su vivienda, sin tener que pagar nada por ello mientras viven y con la posibilidad de que sus hijos disfruten tras su fallecimiento del excedente que exista entre el valor de la propiedad y la deuda acumulada.

Foto: ZR

Así lo ha explicado el presidente y consejero delegado de Grupo Retiro, Carlos Martínez Cerezo, a Zonaretiro, que indica que dicho éxito radica en que “los mayores tienen a su disposición un mecanismo para sacar provecho a sus casas, que es en la mayoría de los casos, su gran ahorro, del que hasta ahora no obtenían ninguna rentabilidad”.

Retiro y Salamanca son dos distritos donde hay un número elevado de personas mayores y el valor de sus viviendas tiene un precio por encima de la media, “por lo cual las condiciones o requisitos solicitados por las Entidades Financieras para la contratación de las Hipotecas Inversas siempre se cumplen en estos barrios”, afirma.

La cuantía de las rentas mensuales que se puede obtener al realizar una Hipoteca Inversa sobre viviendas situadas en estos distritos suele ser mayor a la media, dado que el precio de la vivienda también se sitúa por encima del resto de barrios. Y estas zonas cuentan históricamente con unos porcentajes de revalorización de la vivienda por encima de la media, a la vez que en momentos de crisis como los actuales la bajada de precios les afecta más moderadamente. “Esto hace que los herederos al recibir la vivienda tienen normalmente unos márgenes muy elevados a la hora de cancelar la deuda que sus progenitores han acumulado al haber estado disfrutando de la Hipoteca Inversa”, explica Martínez Cerezo.

publicidad

Los mayores apuestan ahora más por las Hipotecas Inversas debido a la crisis, que ha provocado un incremento en la contratación debido a la congelación de las pensiones y el incremento de los gastos de determinados servicios que anteriormente eran totalmente gratuitos para los mayores de 65 años.

Por otra parte, en la actual situación que vive el país, los jubilados están ayudando con sus pensiones a sus hijos o familiares más cercanos que están sufriendo más duramente las consecuencias de las crisis.

El perfil de quienes optan por una Hipoteca Inversa es el de una persona mayor que tiene en el 85% de los casos hijos o descendientes directos. Al fallecer los beneficiarios, los hijos o herederos pueden liberar la propiedad asumiendo la deuda que se haya generado, mediante la venta de la vivienda o subrogándose en una nueva hipoteca que pagar gracias al alquiler de la propiedad.

Es por ello que, en opinión del responsable de Grupo Retiro, “los mayores que tienen hijos ven en este producto la fórmula ideal para obtener unos ingresos en vida, pero a su vez preservar parte de su patrimonio para que disfruten de ello sus hijos el día de mañana”. “Por contra”, sigue, “cuando las personas mayores no tienen hijos o herederos directos suelen decantarse mayoritariamente por constituir una Renta Vitalicia Inmobiliaria, donde los ingresos mensuales son más altos que en la Hipoteca Inversa y por tanto se obtiene un mayor rendimiento de la propiedad aunque al fallecimiento la propiedad ya no llegue a sus herederos”, finaliza.

 

 

Compartir

Deja un comentario