Miles de personas se manifiestan en Madrid contra el desmantelamiento de centros públicos de salud

0
105

P. Rodríguez.- Miles de trabajadores y usuarios de la sanidad madrileña han “teñido” de blanco las principales calles del centro de la capital en contra del desmantelamiento de centros de salud y para defender una sanidad pública y universal en la Comunidad de Madrid.

Convocada por diferentes plataformas y colectivos de trabajadores, la manifestación comenzó en la Plaza de Cibeles, donde confluyeron cuatro marchas procedentes de hospitales del norte, este, sur y sureste de la capital sobre los que sobrevuelan planes de privatización.

A partir de ahí, discurrió por la calle de Alcalá hasta llegar a la céntrica Puerta del Sol, donde se ha leído un manifiesto en el que se señalaba que la sanidad “es un derecho en peligro” y que mediante las distintas medidas sanitarias anunciadas por el Gobierno regional “nos enfrentamos al desmantelamiento del estado social” y a la “irrupción del sector privado con la complicidad del Gobierno”.

publicidad

Marcha de batas blancas

Ataviados con las características batas blancas o, en su defecto, el habitual uniforme verde, la “marea blanca” marchaba entre gritos contra las medidas, pancartas y silbidos. Bajo el lema y con una pancarta principal en la que se podía leer “La sanidad pública no se vende, se defiende”, la manifestación transcurrió en un ambiente festivo.

Por delante del cartel se apostaron diferentes sanitarios de los que colgaban carteles de “Se vende” bajo los que se leían los nombres de los distintos centros sanitarios afectados por las medidas anunciadas por el Gobierno regional. Otros marcharon con silbatos o ataviados con camisetas azules, verdes o rojas -en función de si eran personal sanitario o no- en las que figuraba la leyenda “Sanidad pública para tod@s”.

El plan del Gobierno regional incluye, entre otras medidas, la privatización de la gestión sanitaria de seis hospitales y 27 centros de salud, la reconversión de La Princesa y del Carlos III, además del cobro de un euro por receta.

Para los manifestantes la aprobación definitiva de estas medidas llevará al “desmantelamiento” de la sanidad pública, y la dejará en una “situación crítica” que afectará de manera directa a todos sus usuarios y a su calidad.

Compartir

Deja un comentario