Escuelas Aguirre abrirá sus puertas durante las vacaciones de Semana Santa

0
143

F. Mollá.- Los padres con niños escolarizados en el barrio no tendrán ningún problema estos días si tienen que trabajar y no pueden dejar a sus pequeños a cargo de amigos o familiares, o de algún profesional. Algunos de los centros del distrito forman parte de los 216 que permanecerán abiertos en la Comunidad de Madrid esta Semana Santa.

La consejera de Educación, Lucía Figar, y la coordinadora de Promoción Social y Ayuda a la Familia del Ayuntamiento de Madrid, Alicia Domínguez, han visitado este lunes el colegio público de Educación Infantil y Primaria Escuelas Aguirre (Retiro), junto con varios periodistas, para dar a conocer esta iniciativa.

Allí, ha podido ver cómo se realizan algunas actividades en las que los niños disfrutan de sus días de vacaciones acompañados en todo momento por monitores: un taller de manualidades en el que los niños de 3 y 4 años fabricaban un collar de macarrones, talleres para alumnos de 6 y 7 años, en los que éstos aprenden a hacer mantones de manila con papel de seda…

Las Escuelas Aguirre forman parte del programa ‘Centros Abiertos’, que permite a los padres que trabajan durante estos días dejar a los niños en el colegio durante los días 15, 18, 19, 10 y 25 de abril.

Hasta la hora de comer

Los niños podrán permanecer en el centro de 7.30 hasta las 15 horas y durante este tiempo, desayunan, comen y realizan actividades de carácter lúdico y deportivo, talleres de educación intercultural y medioambiental así como alguna salida.

Las actividades son gratuitas, aunque se establece un precio público por la prestación del servicio de comedor a los alumnos participantes. Además, un 25 por ciento de las plazas de la oferta inicial de cada centro y modalidad contará con beca de comedor. Los precios son de 7,50 euros con beca de comedor y 24,50 euros sin beca de comedor.

El programa se estructura en dos modalidades. La A destinada a niñas y niños de entre 3 y 5 años, escolarizados en el 2º Ciclo de Educación Infantil, y la B dirigida a menores de entre 6 y 12 años, escolarizados en Educación Primaria.

Para el alumnado con necesidades educativas especiales escolarizados en un colegio ordinario de Infantil o Primaria, y que pueda integrarse adecuadamente en las actividades que se realicen, se establece una reserva de cuatro plazas por centro.

Figar ha señalado que la Consejería que dirige dedica cerca de 13 millones para abrir estos centros, ya sea por la tarde o durante las vacaciones de Semana Santa, Navidad o el mes de julio. Esta iniciativa, ha defendido, “permite a muchísimas familias conciliar, y tener al niño realizando otro tipo de actividades”.

Compartir

Deja un comentario