El caos del Ministerio de Fomento

0
166

J. E. Villarino*.- El secretario de Estado, el presidente de AENA y la responsable de comunicación de Fomento deben cesar. La semana pasada hablábamos de la caída en picado del número de viajeros del aeropuerto de Madrid-Barajas. Y citábamos unas cuantas causas. Entre ellas, la gestión de Fomento y AENA y, más en concreto, la política de tasas a cobrar por los servicios aeroportuarios a las compañías.

Foto: Sean Munson (Flickr-CC)

Los hechos vienen a darnos la razón. Parece que Fomento dice una cosa, por boca de su secretario de Estado Rafael Catalá, y AENA dice otra, por boca de su presidente, José Manuel Vargas, en cuyo nombramiento algo habrá tenido que ver su superior jerárquico, el secretario de Estado.

Pero no es que se trate de matices, ni de vaguedades, ni de posibles interpretaciones abiertas a juicio del lector, no. Se trata de que donde uno dice blanco, el otro dice negro y viceversa. Veamos lo que dice el presidente de AENA, que recoge el digital Madridiario.es, con fecha del pasado día 4: “Aena no prevé bajar las tasas en los próximos años”

El presidente de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), José Manuel Vargas, ha manifestado este viernes que el gestor aeroportuario no tiene previsto bajar las tasas antes de 6 o 7 años, momento en que espera haber compensado el déficit tarifario de 250 millones que tiene en este momento.

publicidad

Vámonos ahora a lo que dijo el secretario de estado el día anterior, el 3: “Aena no descarta rebajar las tasas del aeropuerto”.

Aena no descarta articular bonificaciones e incentivos en las tasas aeroportuarias del aeropuerto de Madrid-Barajas con el fin de que esta instalación recupere tráficos, según indicó el secretario de Estado de Infraestructuras, Rafael Catalá.

Pues, querido lector, por nuestra parte, queda poco que decir. Más claro, agua. Solamente apostillar dos cosas: una, que vaya desgobierno nos traemos entre manos. Así, cómo no va a descender el número de pasajeros de Barajas. Así, desciende lo que haga falta. Dos, que la ministra debe prescindir de ambos responsables políticos por no saber lo que se traen entre manos y estar muy claro que son incompatibles, al tiempo que darle también una pasadita por el paro del INEM a la responsable de comunicación del Ministerio, que no es capaz de poner de acuerdo a estos dos señores y, además, no decir ni mu a la opinión pública, que somos quienes pagamos sus sueldos. En política, cuando se mete la pata, uno debe hacer mutis por el foro y, a otra cosa, mariposa. Pero, aquí, ya se pueden meter patas, que no la saca ni Dios.

Parodiando a Orwell: otras rebeliones en la granja

Tampoco parece que van bien las cosas entre los presidentes de RENFE y ADIF, a costa del accidente de Angrois en lo que toca a distintas responsabilidades que señala el juez del caso y que, uno y otro, otro y uno, se echan respectivamente encima, tirando los balones al campo contrario.

Otro tanto cabe decir, aunque en este caso el partido se juegue contra un equipo de fuera de casa, del contencioso con las constructoras y aseguradoras por las autopistas radiales, así como por la endeblez de los contratos de mantenimiento de la red vial de autovías, que no se ven compensados suficientemente por las inversiones en las líneas de alta velocidad.

Algunos grupos de presión constructores ya han puesto a trabajar a despachos de lobbies para hacer llegar al presidente y a la clase política, en especial al PP, que esperan obtener algún beneficio en esta nueva época de vacas un poco más gordas que el gobierno afirma que está en ciernes.

Finalmente, la patronal del bus interurbano está que fuma en pipa, a consecuencia de los zarpazos que les ha propinado el AVE, con la bajada media de tarifas del 11% que RENFE ha implantado a partir del pasado 8 de febrero, amén de toda una retahíla de descuentos que van desde ancianos a militares sin graduación.

Pero, la ministra, hasta ahora se niega a soltar un duro y, es más, les ha pedido dinero a los privados en cuantía de 1.300 millones, lo que hace que algunos empresarios de tronío, junto con destacados barones del Partido Popular, se planteen que en remodelación ministerial, prevista para después del segundo aniversario de la llegada al gobierno, esta ministra sea removida a otra cartera, que, no se descarta haga bis en Sanidad, como ya lo hizo con Aznar, en sustitución de una más que chamuscada tocaya Ana Mato.

* José Enrique Villarino es economista y consultor, especialista en Transporte, y miembro del Foro del Transporte y el Ferrocarril (FTF).

Compartir

Deja un comentario