2013: Ya queda menos para que acabe la crisis

0
236

J. E. Villarino*.- Esta semana no hablaremos de nada en concreto. ‘Paseo de coches’ aprovecha esta semana para desearle a los lectores de Zonaretiro, amigos, editores y colegas de columnas una buena Navidad. Al tiempo, esperamos que 2013, superado con bien el efecto del calendario Maya, sea mejor que el 2012 que agoniza.

goya
La calle Goya, iluminada por Navidad – ZR

No van bien las cosas públicas desde hace tiempo, años. Por ello, tampoco van bien las cosas en cada casa, en cada hogar, en cada empresa… Y lo malo es que la tormenta no acaba de disiparse. Según la opinión de este humilde columnista, a la vez que economista, con perdón, es que para largo lo fiamos. Allá por 2017 y 2020 se podrían reconducir las cosas a mejor. El principal problema es que nos hemos quedado sin fuelle, sin resuello, endeudados hasta las cejas y una pierna, la de la construcción y las casas, ya no funciona y el turismo anda renqueante.

¿Qué producimos, pues? Poca cosa y cada vez, menos. Y así no hay empleo, y si no hay empleo, no hay consumo ni ahorro, y sin ahorro, no hay inversión, y si no hay inversión, no hay empresas y si no hay empresas, no hay exportaciones, ni ventas, ni empleo… y vuelta a empezar en una espiral perversa que nos va ahogando cada vez más.

En mis años de juventud, nuestros padres se dejaron las cejas para que estudiásemos y, gracias a ello, varias generaciones de españoles pudieron tener acceso a estudios de formación profesional, medios o superiores y labrarnos una vida mejor. Hoy, el equivalente sería la apuesta por la investigación y la innovación. Y los gobiernos, torpes, no lo han entendido, ni han sido capaces de ver que ahí está el futuro de nuestros hijos y nietos.

publicidad

Nunca seremos una potencia industrial, ni ya agraria. Lo nuestro son los servicios y lo intangible, el pensamiento, la ciencia. Tuvimos un Siglo de Oro en la Letras. Necesitamos un siglo de oro de la ciencia y el conocimiento. Aunque tengamos que quitarnos el pan de la boca y ser, todavía, más pobres. Señores políticos, no recorten en conocimiento, investigación e innovación. Le pedimos a los Magos de Oriente que en 2013 nos traigan estas tres cosas, que nos ayudarán a salir de este embrollo en que nos metieron y nos metimos.

Venga, ánimo, cada año que pase, ya queda menos para que esta maldita crisis se acabe. Lo dicho, paz, resignación y trabajo para todos.

*José Enrique Villarino es economista y consultor, especialista en Transporte, y miembro del Foro del Transporte y el Ferrocarril (FTF).

Compartir

Deja un comentario