El Supremo confirma cuatro años de cárcel para Miguel Ángel Flores por la tragedia de Halloween

0
104
Homenaje a las víctimas del Madrid Arena (@cr1cr1s)

L. Torres.- Este viernes 2 de marzo de 2018 a mediodía se ha conocido la sentencia del Tribunal Supremo para el caso de la tragedia de Halloween en el Madrid Arena la víspera del Día de Todos Los Santos del año 2012, cuando fallecieron cinco jóvenes de entre 17 y 20 años en una avalancha humana.

El Supremo ha confirmado la condena a cuatro años de prisión impuesta por la Audiencia Provincial de Madrid a Miguel Ángel Flores, el empresario y promotor de la fiesta, y autor responsable de cinco delitos de homicidio y catorce de lesiones por imprudencia grave.

Además, el tribunal le inhabilita para el ejercicio profesional de cualquier actividad en relación con la organización y celebración de eventos durante el tiempo de la condena.

El médico, culpable

publicidad

El Supremo anula la absolución del médico Simón Viñals y le condena a un año y medio de prisión por un delito de imprudencia grave con resultado de muerte, en la modalidad de imprudencia profesional e incluye la inhabilitación especial para la profesión de médico por un periodo de cuatro años.

Tendrá que indemnizar a los familiares de Cristina Arce de la Fuente en un total de 340.000 euros.

Al actuar negligentemente, incrementó el riesgo de que la joven, que fue trasladada con vida a la enfermería del recinto, falleciera debido a las graves lesiones que padecía tras el aplastamiento sufrido en el vomitorio.

Otros condenados

El tribunal también ha confirmado tres años de prisión por los mismos delitos a Francisco del Amo, responsable de Madrid Espacios y Congresos S.A. (Madridec), y a Santiago Rojo, director general de Diviertt; dos años y seis meses de prisión a Miguel Ángel Morcillo, jefe de personal de Diviertt, y a Carlos Manzanares, socio de Kontrol 34 (empresa encargada de controlar el acceso al recinto), así como el pago de una multa de 3.600 euros a los coordinadores de Seguridad de Seguriber, Juan José París y Raúl Monterde.

En el caso de estos dos últimos la condena es por cinco delitos de homicidio por imprudencia menos grave.

Compartir

Deja un comentario