Cómo mejorar la salud de tu piel facial

0
129

A todo el mundo le gustaría tener una piel radiante, libre de imperfecciones, lisa y con vida, son embargo, lo más importante de todo esto es que sea el reflejo de una dermis facial saludable. La piel es uno de los órganos que más delata el paso de los años y el más grande, ya que se extiende por todo el cuerpo, así que es aconsejable atender su cuidado y bienestar tanto como el de otras zonas. Para aquellas más concienciadas con la cosmética ecológica y para las que tienen una piel sensible, delicada o con tendencia a las alergias, ya existen numerosas plataformas como naturaonline.es/maquillaje-natural que atienden a este tipo de necesidades. En estas tiendas online alternativas puede encontrarse una amplia gama de maquillaje, esmaltes y cremas ecológicas para el cuidado del aspecto y la salud de la piel de manera simultánea. Sin embargo, antes de llegar al punto de camuflar las imperfecciones y los síntomas del cutis, existen algunas pautas para adoptar ciertas rutinas de cuidado.

La más sencilla pero una de las más importantes es beber abundante agua. Con solo un poco de deshidratación el cuerpo ya deja de funcionar de la manera más óptima posible. Cuando estamos deshidratados la piel comienza a degenerarse y hace que se vea seca, sin brillo y aguada. También en la línea de la alimentación, los antioxidantes son la defensa más fuerte con la que cuenta el cuerpo para combatir numerosas enfermedades, además del envejecimiento prematuro y la inflamación. Algunas de las principales fuentes de antioxidantes son cacao, acai, maqui , espinacas, bayas de goji, uvas moradas, té verde y té blanco.

Por otro lado, es muy aconsejable combatir el sol en exceso. Las pequeñas cantidades de luz hacen que el cuerpo produzca vitamina D, pero la exposición al sol sin control puede llegar a dañar la piel de manera irreversible. Es importante no olvidar una buena protección ocular y bloqueadores solares que usen zinc o dióxido de titanio. Tampoco puede pasarse por alto una correcta higiene. El mejor consejo para mantener en perfecto estado la apariencia de la piel es centrarse en lavar, exfoliar una vez al mes e hidratar cada día, al ser posible por la mañana y por la noche.

Igual que es imprescindible aplicar algunos productos, es importante dejar respirar la piel. Si por trabajo o por preferencias estéticas no es posible salir de casa sin maquillar, es oportuno elegir el fin de semana para dejar la piel libre de estos añadidos, una hidratante protectora será suficiente para salir a la calle. A la hora de elegir los cosméticos, siempre es mejor decantarse por los productos naturales. Entre otras cosas, hay que procurar que no contenga parabenos o productos que obstruyen la oxigenación celular. De vez en cuando está bien recurrir a aceites esenciales como los de rosa mosqueta o almendras.

Por último el alcohol, más de una copa de vino diaria puede causar verdaderos estragos en la piel de la cara, la inflama y promueve la destrucción de colágeno. Si el hígado sufre, la piel lo nota.

Compartir

Deja un comentario