El expresidente Ignacio González, investigado por corrupción política

0
108

P. Rodríguez.- El expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González y el exconsejero de Vivienda Pablo Cavero comparecerán en la próxima sesión de la comisión de investigación sobre corrupción política en la Comunidad de Madrid para informar sobre la venta de casi 3.000 viviendas del IVIMA a fondos de inversión, según ha anunciado este martes 10 de noviembre de 2015 el portavoz del Grupo Popular en la Asamblea de Madrid, Enrique Ossorio, en la rueda de prensa posterior a la Junta de portavoces.

También comparecerán en la segunda sesión de dicha comisión, que se celebrará el 20 de noviembre, un representante de Azora, Fernando Gumuzio, socio fundador de la sociedad, y el presidente de la mesa de adjudicación, Francisco Javier Carmena, según han acordado la Mesa y los portavoces de la comisión de investigación.

La inmobiliaria Azora, junto con el grupo de inversión Goldman Sachs, se hizo en 2013 con un lote de 32 promociones con casi 3.000 viviendas protegidas, con los que el Gobierno regional esperaba ingresar 201 millones de euros.

Ossorio ha manifestado que al Grupo Popular le parece “erróneo” que se haya convocado a González para la segunda sesión de la comisión de investigación, aunque ha aclarado que no han puesto ningún problema ni en la Mesa de la Asamblea ni en la Mesa de la comisión para que el expresidente comparezca.

publicidad

A su juicio, “lo razonable es que Ignacio González o en su caso Esperanza Aguirre hubiesen comparecido al final”, cuando hubiesen comparecido “muchísimas personas más”, y “si esto se hace el 20 de noviembre es evidente que es por razones electoralistas”.

“No tiene ningún sentido. Es cierto que la comisión se ha dividido en varios temas, pero no tiene sentido que a los presidentes, que eran las cúspides de la organización y que, por tanto, estaban en muchos asuntos, a la primera de cambio se les convoque a la comisión”, ha agregado.

Por otro lado, Ossorio ha afirmado que se ha puesto de manifiesto “el carácter de causa general contra el PP” de la comisión de investigación con la decisión de la Mesa de no calificar la petición de comparecencia del exalcalde de Parla Tomás Gómez.

“Esto es profundamente discriminatorio, nosotros no hemos puesto problemas a que otras personas comparezcan en la comisión, nosotros no tenemos nada que ocultar, es posible que otros sí tengan cosas que ocultar”, ha manifestado al respecto.

En este sentido, el portavoz popular ha explicado que Gómez llevó a cabo operaciones inmobiliarias con el fondo inmobiliario Azora y que el Grupo Popular quería conocer en qué consistieron esas operaciones, que, a su juicio, algunos consideran que si se hacen por gobiernos del PSOE son buenas y si se hacen por gobiernos del PP se someten a sospecha.

Por su parte, la portavoz del PSOE en la comisión de investigación, Encarnación Moya, ha señalado que el “consenso” sobre las comparecencias de González y Cavero “ha sido total”, salvo por el PP, ya que se había acordado ir de las personas que tienen una responsabilidad más directa hasta los responsables políticos.

En la primera sesión de la comisión, celebrada el viernes, comparecieron los exgerentes del IVIMA Juan Van-Halen y Ana Gomendio, la secretaria general técnica de la Consejería de Vivienda Matilde García y la presidenta de la Asociación de Afectados por la Venta de Viviendas del IVIMA, Sonia Martínez.

Según la portavoz socialista, tras las comparecencias de Van-Halen y Gomendio “quedó bastante claro que estos dos altos cargos habían recibido instrucciones para llevar a cabo el procedimiento de venta de una manera muy concreta” y, a su juicio, el propio Van-Halen “lo reconoció así”, porque “reconoció que solamente a la empresa tasadora se le dio la posibilidad de valorar los pisos del IVIMA teniendo en cuenta esa venta de 32 promociones conjuntas que lógicamente influyó en el precio de las viviendas abaratándolas” y “en ningún momento se dio la opción de que se pudieran vender de otra manera que resultara más favorable para la propia Comunidad de Madrid”.

“El hecho de que Van-Halen reconozca esto indudablemente significa que ha habido algún superior suyo que le ha dado instrucciones al respecto y lógicamente, a nuestro juicio, lo que tocaba era que viniera su inmediato superior, que era el señor Cavero, y el siguiente superior, el señor González”, ha explicado sobre el sentido de las comparecencias.

LA VENTA DE VIVIENDAS PÚBLICAS A AZORA POR PARTE DE TOMÁS GÓMEZ “NO ES OBJETO DE ESTA COMISIÓN”

En cuanto a la solicitud de comparecencia de Tomás Gómez, ha precisado que no se ha planteado en la comisión de investigación al no haber sido calificado por la Mesa de la Asamblea, porque “tenía que ver con una venta de pisos en Parla y lo que se está estudiando ahora mismo en la comisión de investigación es muy concreto, es la venta de viviendas del IVIMA a Goldman Sachs-Azora, por tanto no es objeto de esta comisión”.

“En todo caso, la comisión no ha decidido sobre ello, ha sido la Mesa de la Asamblea quien ha decidido dejar el asunto sobre la mesa a efectos de estudiarlo y ver si es susceptible de llevarse a la comisión en cualquier otro momento”, ha apostillado.

El portavoz de Podemos en la comisión, Miguel Ongil, ha señalado que a la luz de lo descubierto en la última sesión de la comisión de investigación y de las informaciones sobre el informe de la Cámara de Cuentas publicadas por ‘El Mundo’ “queda claro que hay un quebranto patrimonial para el IVIMA de entorno a cien millones” y que la operación “no se ha hecho respetando la legalidad ni en condiciones de transparencia”.

“Se ha hecho sin justificar la necesidad de la enajenación, de la venta, sin condiciones de libre competencia, cogiendo un grupo muy reducido de posibles licitadores, y además, muy importante, el contrato no concuerda con los pliegos”, ha enumerado antes de afirmar que el concurso “estaba amañado de antemano para que fuera Goldman Sachs la que se hiciera con estos pisos”.

Así, ha señalado que el contrato “podría” y “debería ser declarado nulo”, de manera que la propiedad de las viviendas volviera a la Administración Pública.

PODEMOS PIDE LA DIMISIÓN DE VAN-HALEN Y CAVERO

Por otro lado, ha considerado que “ha quedado claro que personas que están ejerciendo un cargo público como el señor Van-Halen (diputado en la Asamblea de Madrid) o el señor Cavero (concejal en el Ayuntamiento de Madrid) deberían renunciar inmediatamente porque no son capaces de defender el interés público por delante del interés privado”.

Además de manifestar la confianza de su grupo en que tanto González como Cavero comparezcan en la comisión -lo cual es obligatorio- “con el ánimo de esclarecer lo máximo posible cómo se ha llegado a una operación tan dañina para los intereses de los madrileños”, ha recordado que su grupo también ha solicitado la comparecencia de Tomás Gómez.

Desde Ciudadanos, el portavoz adjunto de la comisión, César Zafra, ha afirmado que tanto la primera sesión de la comisión como el citado informe de la Cámara de Cuentas dan la razón a la comisión, impulsada por Ciudadanos, “al dar cuenta de que ha habido varios problemas en la venta de esos pisos a fondos de inversión”.

Asimismo, ha criticado que en la Comunidad de Madrid “se ha tenido una visión cortoplacista del patrimonio de todos los madrileños” y ha exigido a los próximos comparecientes una explicación de por qué el Gobierno en ese momento decidió vender el patrimonio de todos los madrileños de una forma que “no fue la adecuada”, ya que se han perdido más de cien millones, sin tener, a su juicio, “sensibilidad social con muchas personas que en ese momento necesitaban esa casa”.

En cuanto a la solicitud de comparecencia de Tomás Gómez, ha dicho que Ciudadanos no va a permitir” que esta comisión sea una especie de circo mediático donde venga todo el mundo sin ningún tipo de razón” y que se utilice “de forma electoralista y, sobre todo, como arma arrojadiza”.

Compartir

Deja un comentario