Rajoy sustituye a Marichalar y a Urgangarín en el Museo de Cera

1
593

L. Migas.- Coincidiendo con su 57º cumpleaños, la figura de cera del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha sido presentada este martes en el Museo de Cera, donde figura junto a la Familia Real, en lugar de en la sala de jefes de Estado como hasta ahora era habitual.

Según el portavoz del Museo, Gonzalo Presa Hidalgo, la nueva colocación del jefe del Gobierno era más conveniente debido a que la zona en la que se encuentra la Familia Real, a la entrada, se ha quedado muy vacía, tras ser retiradas las figuras de los dos yernos de los Reyes, primero, Jaime de Marichalar, y después, Iñaki Urdangarin.

El Museo de Cera ha querido celebrar el cumpleaños de Rajoy -que hoy se encuentra en Seúl, donde ha asistido a la Cumbre de Seguridad Nuclear- presentando su figura como jefe del Ejecutivo porque hasta ahora solo estaba su busto realizado en arcilla.

A diferencia de otros presidentes de Gobierno, como el último, José Luis Rodríguez Zapatero, Rajoy no se sentará en el sillón de la sala de jefes de Estado -que permanecerá vacío- porque el Museo ha considerado más conveniente que figure junto a un atril leyendo un discurso a los Reyes de España, los Príncipes de Asturias, y las infantas, Elena y Cristina, en la Galería de Honor.

Por su parte, la figura de Rodríguez Zapatero ha sido trasladada al almacén porque la falta de espacio del Museo hace imposible que permanezcan todos los jefes de Estado, por lo que a medida que se van sucediendo los cargos, los van cambiando, al igual que sucede en museos de EEUU, Francia o Inglaterra.

 1,86 y 78 kilos

Con una altura de 1,86 y un peso de 78 kilos, ajustándose aproximadamente a la talla y peso del presidente, la estatua de Rajoy ha sido en la que los técnicos del Museo de Cera han empleado más pelo, debido a la barba. En total, 350 gramos de cabello natural repartido entre la cabeza, las cejas y la barba.

Los ojos de Rajoy han sido realizados en poliéster, el material que se utilizaba antes cuando una persona perdía por accidente el globo ocular, y se ha respetado su color marrón, y el tamaño del iris, que es “muy importante” porque según el portavoz del Museo el iris cambia mucho la expresión de la mirada.

El presidente del Gobierno ha sido expuesto con un traje de color azul grisáceo, camisa blanca, corbata de rayas azul marino y zapatos negros.

Compartir

1 Comentario

Deja un comentario