‘Visita guiada’ por espacios en penumbra en Matadero Madrid

0
109
Elena Alonso. AbiertoxObras. Febrero 2017

F. Mollá.- Matadero Madrid inaugura este viernes 10 de febrero de 2017 a las 19.00 horas, Visita guiada, una intervención site specific que ha realizado Elena Alonso (Madrid, 1981) para el programa Abierto x Obras, que tiene lugar en la antigua cámara frigorífica del que fue el matadero de Legazpi y que podrá verse de manera gratuita hasta el 30 de julio, de martes a viernes de 16.00 a 21.00 horas y los sábados, domingos y festivos de 11.00 a 21.00 horas.

La propuesta de la artista parte de la idea de encontrarnos en una cámara aislada, donde no existe apenas comunicación entre el interior y el exterior, y del concepto de conservación, que ha estado ligado a este espacio a lo largo de su historia.

Tras sucesivas visitas a la nave, la artista comenzó a fijarse en toda la información visual que había quedado plasmada en paredes y techos. Lo que más llamó su atención fueron una serie de agujeros repartidos por la cubierta de las naves laterales, clausurados en la última reforma.

La intervención propone un recorrido por la nave utilizando como guía un pasamanos. Una línea trazada en el plano como un dibujo, que en esta ocasión toma forma escultórica. Su elaboración con distintos materiales, como madera, cemento, corcho, escayola pintada o cobre, pone de manifiesto el interés de la artista por la artesanía y el diseño, y ofrecen al visitante el deleite a la vista y al tacto de los materiales trabajados.

publicidad

En la penumbra de la nave se encuentra esta particular guía que nos lleva a descubrir una nueva perspectiva del espacio. Los agujeros han sido reabiertos, por ellos entra la luz y se vislumbra otra galería superior, antes oculta a la mirada del visitante.

En esta intervención artística hallamos un juego de contrastes, de impedimentos y de posibilidades. En cierta manera, recuerda a las cuevas visitables donde el recorrido nos va mostrando la particular geomorfología que conserva en su ambiente antes estático. En este caso, la cuidada elaboración del pasamanos contrasta con la brutalidad del espacio.

El pasamanos es a su vez una guía y una barrera, una línea que sortea y adorna la arquitectura de la nave. Una pieza que podemos ver y tocar, y que nos lleva a descubrir un lugar inesperado sobre nuestras cabezas, pero que sólo podemos llegar a entrever desde la distancia.

— · —

Compartir

Deja un comentario