Crean una aplicación para su uso en los casos de acoso escolar

0
60

F. Mollá.- Un abogado español, Pedro Valle, ha creado una aplicación de control parental basada en la jurisprudencia del Tribunal Supremo que, gracias a la mediación activa de los padres y el consentimiento del menor, permite obtener pruebas legales y legítimas en caso de proceso judicial.

Se llama Parental Click y su objetivo principal es permitir a los padres llevar a cabo un control consentido de sus hijos en el día a día y prevenir de forma eficaz y legal los casos de acoso sexual, cibernético y bullying.

Tres de cada cinco casos que llegan a la sala de lo penal del Tribunal Supremo son por acoso a menores. Esto ocurre en muchas ocasiones porque las pruebas presentadas por la acusación no han sido obtenidas de forma legítima y legal, de modo que son desestimadas.

Las consecuencias de esto es el alargamiento durante años del proceso judicial, recurso tras recurso, incluso reduciendo las posibilidades de obtener una sentencia favorable.

publicidad

Hasta el momento, las únicas herramientas disponibles eran aplicaciones espía que incluían un sistema de filtrado de contenido. Estas aplicaciones han ayudado a muchos padres a conocer situaciones que perjudican a sus hijos, pero no ayudan de forma eficaz a resolverlo. En caso de detectar un hecho denunciable, los padres primero tendrán que justificar su actuación y mostrar cómo se ha obtenido esa información.

Esta nueva app está diseñada para que toda la información que obtengan los padres pueda constituir una prueba procesalmente legítima de los hechos ocurridos. En caso necesario, su acción judicial será más breve y con mayores garantías de éxito. Es decir, no vulnera los derechos del acusado, ni el derecho a la intimidad del menor o del secreto de las telecomunicaciones.

Una herramienta de defensa en caso de abuso o agresión para el menor y una herramienta de control honesto y transparente para los padres

En caso de abuso o agresión, el menor cuenta con un recurso que puede activar en la app llamado “Botón del Fuerte”. De esta manera, sólo con agitar el teléfono se activan los sistemas de geolocalización y grabación de imagen y sonido con la idea de obtener pruebas legítimas de lo ocurrido.

La geolocalización permite identificar además el lugar exacto de los hechos, algo clave en un proceso judicial.

Por su parte los padres obtienen una herramienta honesta y transparente de control en el día a día, ya que el menor está totalmente informado de la información a la que tienen acceso sus progenitores.

Así podrán detectar si su hijo es víctima de abusos -incluso si es agresor- y si hace un uso responsable de la tecnología.

La aplicación también ofrece a los progenitores ayuda profesional online, tanto de los expertos tecnológicos como del equipo de psicólogos, además de acceso a una comunidad donde los padres y madres pueden compartir sus experiencias.

Las funciones del sistema se pueden configurar de acuerdo a la madurez del menor y a los riesgos a los que pueda estar expuesto. Periódicamente, el equipo de psicólogos planteará al menor una serie de preguntas tipo test para valorar su reacción en situaciones de riesgo cotidianas.

Acorde a ello, los padres podrán activar todas o algunas de las funcionalidades de acceso que permite la aplicación, de las cuales siempre tendrá conocimiento el menor. Ante situaciones puntuales de alto riesgo, el padre podrá activar algunas en modo oculto a éste sin infringir por ello la ley.

Parental Click permite visualizar:

· Cada foto o vídeo que el menor realice o reciba, sean borrados o no, lo reciben sus padres

· Geolocalización con consentimiento previo del menor, en el caso de no recibir respuesta en 5 minutos, se activa la geolocalización inmediata

· Historial de navegación

· Agenda y alerta de nuevos contactos añadidos

· Historial y contenido de las llamadas

· Contenido en sus redes sociales

· Apps descargadas

Compartir

Deja un comentario