Los paraguas, parte del espectáculo en la Cabalgata de los Reyes Magos

0
296

C. Linares.- Gorros, paraguas y chubasqueros de colores hicieron más bonito si cabe el recorrido de sus majestades, los Reyes de Oriente por la Castella hasta llegar a Cibeles. Las lluvias intermitentes no impidieron que miles de personas, tanto de pie como sentadas, disfrutaran del espectáculo.

Tras horas de espera para ver a Melchor, Gaspar y Baltasar, el xirimiri no podía estropear la fiesta. Niños en brazos, subidos en escaleras, a hombros… La cabalgata discurrió con normalidad y el agua no fue un problema para los que no se movieron de su sitio durante las dos largas horas de recorrido para ver las 31 carrozas participantes.

Este año el tema principal ha sido los mayores, en forma de dos grandes marionetas personificadas como un abuelo y su nieta, inventos del siglo XX o los mayores ilustres como Albert Einstein o Isaac Newton.

publicidad

La fantasía y la imaginación no faltaron tampoco en esta nueva edición de 2011, que contó con sapos, princesas y hadas entre sus protagonistas.

Pero como no podía ser de otra manera, los niños y el mundo de fantasía del imaginario de los cuentos y de la tradición oral han tenido un papel destacado en el desfile.

La comitiva la inauguraron dos esferas de 6 y 9 metros de diámetro respectivamente, que rodaron con dos bailarinas en su interior. Sobre ellas volaron tres gaviotas de diez metros de envergadura, representando la importancia de perseguir los sueños de la infancia y no dejarlos escapar.

Tras las esferas y bajo las gaviotas, los inventores y sus inventos, 185 músicos, sapos convertidos en príncipes, princesas sorprendidas al ver la metamorfosis, duendes, hadas, elfos, unicornios, una corte submarina, medusas, sirenas, piratas, ángeles de la guarda… Y los tres Reyes Magos, claro está. Vea las mejores fotos de la tarde más mágica de Madrid, que otro año más tuvo a la zona Retiro como testigo.

(Fotos: EFE)

Compartir

Deja un comentario