Ángel Pérez (IU): “El 15M ha pecado por despreciar todo lo existente”

2
2981

G. Bravo.- Entrevistamos a Ángel Pérez, madrileño desde hace 57 años y portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Madrid desde las elecciones de 2007. Nos reunimos con él el pasado viernes 20 de enero en su despacho de la calle Mayor, donde nos interesamos por el proyecto de su formación en los distritos de Retiro y Salamanca y por el presente y futuro de la capital.

Pregunta: Después de ver los presupuestos para 2012, Botella prevé terminar el año con una deuda superior a los 5.000 millones. ¿Cuándo saldrá Madrid de su propio túnel?

Repuesta: El Ayuntamiento de Madrid tiene deuda para muchos años. Además es la capital del estado y tiene una ley de capitalidad que no se financió. Se acordó con el PSOE y el PP en las Cortes y no se financia. Sus gastos por ser capital no se financian: gastos de protocolo, de los edificios de instituciones estatales… No pagan impuestos o los pagan de aquella manera. Coexisten los costes por ser capital. Todo esto no está financiado y el pacto local no se ha hecho. No hay una distribución de competencias y recursos para abordar las políticas de cercanía con la gente. Hay que definir qué competencias tienen los ayuntamientos y las comunidades autónomas y en función de eso, los recursos. Y no basta con una comisión de duplicidades, como se está haciendo ahora, que no es más que un sucedáneo de lo que debería ser un pacto local y que a lo único que tiende es sencillamente a ahorrar. No se aborda el problema políticamente para satisfacer las necesidades de las personas. Se plantea una ley de recortes. Vamos a una disminución de servicios públicos, más privatizaciones y a una situación en la que los ayuntamientos van a tener cada vez menos capacidad para relacionarse con sus ciudadanos.

P: IU hablaba en Mayo de recuperar los Mercados Municipales, pero ahora la prioridad parece ser salvar al pequeño comercio… ¿Cómo se vive desde un lado tan opuesto del que gobierna?

R: No se termina de comprender que Madrid es una de las ciudades europeas donde más grandes superficies comerciales hay y que abren siempre. ¿Eso es necesario o se podría tener un término medio? La virtud casi siempre está en el término medio porque se imposibilita la vida del pequeño comercio. Un local en Retiro, por pequeño que sea, vale entre 1.500 y 2.000 euros de alquiler mensuales, más impuestos municipales, más declaraciones de impuestos… La vida se hace imposible para un pequeño comerciante no puede hacer una caja que le permita afrontar los gastos, no ya ganar dinero. Eso es una utopía. Si además te rodean de grandes comerciales y te meten dentro de los barrios las superficies medias que te compiten en servicios y precios… Es absolutamente inviable para el pequeño comercio.

P: Casi un año después, el 15-M es para muchos una llama a punto de extinguirse. ¿Qué lugar ha tenido IU en el 15-M y qué lugar quiere tener a partir de ahora?

R: Yo sinceramente creo que el 15M no es un movimiento como tal; yo creo que es una situación que se da en un momento concreto. El 15M es tremendamente plural y hay expresiones de todo tipo en su seno. Cuando el 15M surge es un soplo de aire fresco y así lo vemos todos pero lo cierto es que al final resulta ser una situación social en la que no hay interlocutores, no hay un programa, no hay una articulación… Y lo que se viene a decir es algo así como “no nos organizamos y no hacemos política”. Yo sinceramente creo que eso es lo que viene diciendo el pensamiento conservador desde hace años: que no hace falta política y no hay que organizarse. Sobre todo nosotros, ellos sí se organizan. En ese sentido no creo que de por sí tenga que ser necesariamente un movimiento de izquierdas ni de derechas. Creo que se da una situación de esas características que en su deriva efectivamente en el momento en que empiezan a plantearse objetivos concretos, se empiezan a dividir, como nos pasa a todos. Cuando se plantea un objetivo concreto, surgen las expresiones más de izquierdas, las más moderadas, los que se quieren organizar y se organizan, los que no se van a organizar nunca… ¿Quién es responsable del 15M? ¿Qué dice el 15M sobre qué cosa? Pues depende a quién se pregunte del 15M. Todos podemos ser el 15M o ninguno.

Además los portavoces que han salido han pecado de algo que yo no puedo compartir: el desprecio a todo lo existente. Lo que hace falta en nuestro país es que efectivamente salga mucha gente, muchos de los que estaban en el 15M y están, pero que sepan que en este país se ha luchado mucho durante muchos años por muchas cosas. El hecho de que se haga una concentración en la Puerta del Sol no ha sido gratuito. Para eso ha habido decenas de años de lucha y en este país ha habido hasta muertos. Eso no es nuevo: los sindicatos ya existían, los partidos políticos hemos cometido muchos errores… Los partidos políticos no hemos sabido encauzar nuestra propia estructura y nuestro propio funcionamiento ante una nueva realidad social.

Hay que redefinir las relaciones de la sociedad con la economía, de la economía con la política con la economía y de la economía con la sociedad. Una cosa es que estemos llenos de errores y problemas necesitemos reformar muchas cosas, nosotros los sindicatos, y otra que descubramos una realidad en la que está todo mal y nosotros nos vamos a inventar un mundo nuevo.

P: El drama más crudo de la crisis son sin duda los desahucios. ¿Es la dación en pago la meta a conseguir?

R: Esta crisis se caracteriza porque previamente se han desarmado todos los mecanismos sociales de solidaridad y todos los vínculos sociales colectivos de defensa de los intereses de las mayorías sociales. Vivimos en una sociedad más insolidaria con menos valores colectivos y a lo que estamos asistiendo es a que los que generaron la crisis son más ricos que antes de la crisis y los que sólo sufren la crisis son cada vez más pobres y cada vez más desfavorecidos, que además se asume. Nos han metido en la cabeza que todos somos corresponsables porque nos han contado que todos somos mercados. Por ir a pedir un crédito al banco no se es mercado. Y eso no es verdad. De hecho, el que no paga la hipoteca le echan de su casa mientras que el que intoxica los mercados cada vez se hace más millonario.

No todos somos mercados y los mercados no repercuten de la misma manera en todos. Nos han dicho que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades y nos lo hemos creído y la gente se lo está creyendo. En la batalla contra los bancos se considera que el gran éxito es la dación en pago, cuando es quedarte sin piso. Ése es el gran éxito en la lucha de las ideas.

Fotos: A. Tezanos (Zonaretiro.com)

Compartir

2 Comentarios

  1. Y los supuesto proyectos de IU para Retiro y Salamanca?? No los veo por ningún lado en la entrevista. Así van los resultados electorales de IU en estos dos distritos…

Deja un comentario